Inauguraron la primera galería de arte latinoamericano en China

17 junio, 2024

Con una importante cantidad de público, Mil Gotas inauguró el sábado en la villa artística de Sonzghuang la galería de arte y residencia artística para alojar y difundir el arte de América Latina en China.

El espacio es iniciativa del argentino Guillermo Bravo, que ya había fundado la Librería Mil Gotas en Beijing, luego abrió sucursales en Shanghai y Chongqing, y también lanzó la Editorial Mil Gotas.

Bravo eligió establecer la galería de arte articulada con una residencia en la que recibirá artistas de América Latina, en Songzhuang, una villa cercana a Beijing que concentra más de mil artistas que viven y trabajan en el lugar, concentrando la mayor cantidad de artistas en un pueblo en todo el mundo.

“Nuestro objetivo”, dijo Bravo, “es explorar un espacio para el intercambio entre la cultura china y el mundo en español con una actitud de escucha tanto como de exposición”.

La galería exhibirá una amplia gama de expresiones artísticas provenientes de América Latina, desde pintura y escultura hasta instalaciones y nuevas tecnologías.

“Hay mucha curiosidad en China por las obras de artistas latinoamericanos, más de la que existe en el sentido inverso. Los chinos asocian lo colorido, lo vibrante, el movimiento y la audacia con el arte latinoamericano”, dice Guillermo Bravo, quien vive desde hace más de una década en China como docente y escritor.

La inauguración concitó la presencia de artistas, críticos, autoridades de museos y otras instituciones, otras galerías, diplomáticos, marchants, periodistas e inversores tanto chinos como de la comunidad argentina e hispanomaericana en Beijing. El brindis y los discursos fueron complementados con un recital de música.

La galería y residencia han sido construidas en una antigua vivienda con patio central típica de los barrios suburbanos de Beijing, con inversión personal de Bravo, quien agradeció a quienes aportaron trabajo y experiencia a la creación del espacio, “desde periodistas que colaboraron con la comunicación, como Nerea Hernández, Álvaro Lorite López, Ana Padilla, Yasef Calderón y Pablo Domini, hasta artistas y gestores culturales chinos, la comunidad hispanoamericana que vienen acompañando Mil Gotas, como Diego Trenado, Sofía Gassino, Mercedes Andrés, Inma De La Hoz y el crítico de arte Fabián Lebenglik —sólo por nombrar algunos”.

Previo a la inauguración oficial, la Galería y Residencia Mil Gotas ya había recibido a artistas y escritores en los últimos meses, así como la colaboración de interesados en el arte y el intercambio sino-latinoamericano.

Para la inauguración, la galería exhibió obras de más de 20 artistas de Argentina, Colombia, Ecuador, México, Uruguay, España, entre ellos Verónica Gómez, Sophie Roncayoli, Cecilia Ivanchevich, Cristóbal Ortega, Sofía Lombardi, Laura Ortego, Washington Cucurto, José Venturelli, Jairo Linares, Fernanda Laguna, Fabio Barrera, Leo Cevallos, Cindy Cal, y María José Morandé, entre otros. También incluyó obras de artistas locales como Zhuang Weimei y Tang Jing.

Bravo eligió establecer la residencia artística en Songzhuang, que desde los años 1990 cautivó a miles de artistas que encontraron en la villa un entorno de vida sencilla, tranquila, muy conectada con la naturaleza, alejada de las vorágines extremas de las urbes chinas y un clima especial creado por la convivencia con otros artistas. “Esto fue un sueño de libertad y alegría”, dijo. De hecho, desde que arrancó el proyecto de arte de Mil Gotas, la casa se convirtió en un centro de amistad e intercambio con decenas de artistas vecinos, como los artistas Gu Tao, Zhuang Weimei, Burenerdene, Li Wei, Zhang Dongchu y otros, que contribuyeron al espíritu del lugar.

Los artistas que serán seleccionados para hacer la residencia deberán estar interesados en vivir en esta especial villa, relacionarse con los vecinos y estar abiertos a vivir la experiencia de Songzhuanbg.

The Beijiner y Xinhua le han dedicado notas al tema.

Categorías: Cultura Destacadas

2 COMENTARIOS

PUBLICAR COMENTARIOS