Negocios e interculturalidad en la presentación de Dang Dai

Empresas

alt

Ganar confianza para hacer negocios con los chinos es conocido, pero está cambiando con las nuevas generaciones y con al gran competencia que hay en China, donde los emprendedores no quieren atarse a una relación habiendo tanto oferta que llega, dijo la especialista en interculturalidad Alejandra Conconi. Y la exportadora de vinos argentinos a China, Eva Blanco, contó el boom de consumo vitivinícola allí, pero lo ínfimo que cubre todavía la oferta nacional en ese mercado. Fue ayer, durante la presentación del número 20 de Dang Dai, que entre otros artículos incluyó esas temáticas en su edición de primavera.

En la Casa de la Cultura China / Universidad de Congreso, para el público presente y por streaming para la sede de la UC en Mendoza, Blanco (Lu Xia), Conconi, el codirector periodístico de Dang Dai, Néstor Restivo, y la politóloga Dafne Esteso presentaron la publicación.

Para Blanco, que exporta vinos Séptima y otras marcas argentinas a China, una veta nueva y explosiva allí es la venta online. Por ejemplo, dijo, las ventas de la plataforma Alibaba en el reciente Día de los Solteros, “sólo en una hora vendió más que todas las ventas de 2014, cuando empezó ese sistema”. Y mucho del vino que se vende en China lo es por el canal online. “Todavía en China, 68% del consumo es el licor tradicional, 24% es cerveza y sólo 5% es vino de uva. Francia lidera ese mercado con más de 40% de penetración, Argentina va décima como país extranjero, con menos del 1%, es muy poco conocida como productora de vino”, dijo. Aún así, dado el tamaño de China, el potencial es enorme, más cuando el consumo per cápita es muy bajo todavía, 1,5 litros por año, informó.

Conconi, por su parte, habló de los obstáculos en las negociaciones bilaterales, públicas y privadas, por distancias en idioma, culturales, de normas y de ética. Y también se refirió al desconocimiento mutuo por falta de programas educativos en todos los niveles que enseñen más ya no sólo China, sino incluso Asia, a alumnos de Argentina, y América Latina a los alumnos chinos, aunque reconoció que allí han avanzado más en el tema, igual que en lengua española.

El público se mostró interesado por los mecanismos de exportación de vinos, por el rol de la amistad y la confianza para hacer negocios con China, y en la competencia y capacitación para ingresar en ese gigantesco mercado superando prejuicios y desconocimientos.