Guizhou firmó convenios con San Juan y Chubut

Actualidad

alt

La provincia china de Guizhou presentó ayer en Buenos Aires su potencial económico, cultural y turístico y firmó acuerdos de cooperación con las provincias de San Juan y Chubut y con empresarios chinos radicados en Argentina dedicados a la producción de té. En el Centro Cultural Borges, el ministro Mu Degui, jefe del Comité Permanente Provincial del Partido Comunista de China, y el ministro de Cultura y Turismo de Guizhou, Li Sanqi, hicieron la presentación, que contó además con un marco cultural de música china y argentina, folklore de las etnias chinas, artesanías y productos típicos.

Por la parte argentina participaron del acto y de la firma de convenios la ministra de Cultura y Turismo sanjuanina, Claudia Grynszpan; su colega de Chubut, Néstor García, más intendentes de localidades como las bonaerenses Tigre y General Rodríguez. Guizhou ya tiene un acuerdo anterior firmado con la provincia de Jujuy.

Se trata de una de las provincias más pobres de China, pero a la vez de las tres que más creció en la última década, con un plan de erradicación de la pobreza que "ya movilizó a más de 1 millón de personas desde sus montañas a zonas urbanas", dijo Mu a DangDai luego del acto, "y nos enfocamos en capacitación y sobre todo servicios educativos y de salud". Su oferta turística es deslumbrante (es territorio de varios sitios considerados por la Unesco patrimonio de la humanidad) y tiene un filón fuerte en la economía digital. De hecho ya hizo por cuatro años consecutivos la Exposición Mundial de Big Data.

Mu señaló que la provincia busca ser de “economía abierta y una ecocivilización”, y en efecto se trata de una de las zonas menos afectados por la contaminación que golpea a otras regiones chinas.

Fuera de los discursos oficiales y los convenios, la provincia desplegó toda su riqueza, como ya lo había hecho en Río de Janeiro y San Pablo esta semana y como en unos días en Ciudad de México.

Hubo ceremonia de té, fotos y el video Live in Guizhou donde se mostraron tesoros como los jardines de la montaña Yuntai de la localidad de Shibing, la “Rimas de Nieve” de la montaña Fajing, vestidos típicos y artesanías de las etnias  Dong y Miao (con representantes en vivo de esas dos de las 17 etnias que hay en Guizhou, entre otros atractivos. También, las guitarras de Zhengan, una ciudad de la provincia que se ha convertido en la verdadera capital mundial de guitarras: se fabrican seis millones por año de todo tipo y trajeron algunas muestras a Buenos Aires. Quien más las disfrutó fue el músico argentino Esteban Morgado, quien presentado por los locutores Carlos Lin y Lola y luego de probar y deslumbrarse por la calidad de varias de ellas, eligió una con la que tocó varios temas, incluso un clásico chino, para cerrar con una gran versión de “Libertango”, de Astor Piazzolla.