La ACCA tuvo su fiesta de fin de año

Comunidad

alt

Como todos los años, la Asociación Cultural Chino Argentino, ACCA, celebró con todo su staff de directivos -la familia Kuo- profesores y administrativos, alumnos y amigos, los logros del ciclo. Unas 500 personas disfrutaron de un almuerzo en el restaurante que la comunidad china tiene en Moreno al 1700, CABA. Además, hubo demostraciones del área de Kung Fu, danza Mulan, videos (uno de ellos mostraba el viaje a Beijing, Xi'an, Guilin y Hong Kong que un grupo de alumnos y profesores hizo en agosto), se sorteó entre los asistentes una gran cantidad de premios, se condecoró a Willy Li por su trayectoria al frente del medio comunitario Argenchina y el León Perro se presentó para hacer su danza que sembrará fortuna en el 2017, años del Gallo.

alt

En un discurso ejemplar, la directora de la Asociación, Ana Kuo, felicitó a los profesores y alumnos, a quienes conoce uno por uno por su nombre. También se dio tiempo para reflexionar así: "muchos me dicen 'ah ¿tenés un instituto para enseñar chino? ¿Y eso no es muy difícil? ¿La gente no abandona?'. Yo les digo que a nuestros alumnos les gusta estudiar chino. Uno prueba algo, y si le gusta, se mete. Es como una pareja, o como cualquier cosa que se encara en la vida. Puede haber obstáculos, pero se le va encontrando la manera de seguir. Se disfruta avanzando, al ritmo que cada uno requiere. ¿Cuál es el apuro? Uno entra en relación con el idioma chino, y de a poco el idioma se va haciendo parte de uno. Si uno se mete, eso es inevitable. Y feliz".